Historias Cienciacionales
hace 7 meses
permalink
Los lácteos: la revolución génica del neolítico.
Los humanos somos los únicos animales que bebemos leche cuando somos adultos. Sin embargo, hace 8,000 años, nuestra tolerancia a los lácteos era diferente. Los humanos solo podíamos digerir la lactosa, un tipo de azúcar que contiene la leche, durante la niñez, ya que de adultos, se perdía la habilidad de producir lactasa, la enzima que nos permite procesar la lactosa.
Este cambio en nuestra dieta comenzó en Europa, poco después de hacerse, en algunas comunidades, la transición entre comunidad nómada y colectora a comunidad establecida y agricultora. Fue en ese momento cuando ocurrió, una mutación genética en los humanos, que resultó en la habilidad de producir lactasa durante nuestras vidas. Incrementando el número de adultos en la parte Centro y Norte de Europa que podían consumir y digerir leche.  Dando lugar a los “dos pasos en la revolución de la leche que podrían ser el factor primordial que permitió a las comunidades de agricultores y pastores desplazar a las comunidades cazadoras y colectoras”, especifica el artículo publicado en Nature que cita al proyecto LeCHE (Persistencia de la lactosa en la historia cultural temprana de Europa). Desde 2009 el proyecto ha incluido a 12 estudiantes de posgrado y a sus mentores provenientes de disciplinas como: Antropología, arqueología, química y genética. El grupo tiene como propósito estudiar el papel que jugaron los lácteos en la colonización temprana de Europa.
Joachim Burger de la Universidad Mainz de Johannes Gutenberg, quien dirige el proyecto comentó, “Para apreciar la relevancia de nuestros descubrimientos, es importante darse cuenta que al día de hoy, una proporción mayor de habitantes de Europa central y norte, descienden de un pequeño grupo de agricultores del Neolítico, que tuvieron la habilidad de digerir leche fresca, después del destete” lo que brinda la posibilidad de consumir un alimento no disponible para otros, cuando las cosechas fallan. El descubrimiento se logró mediante el estudio de esqueletos del neolítico.
Hace 5,000 años, la persistencia de la lactasa era casi inexistente entre las poblaciones. Hoy en día solo 35% de la población humana puede digerir la lactosa más allá de la edad de siete u ocho años. La mayor parte de la gente que tiene la habilidad de digerir leche puede rastrear a sus ancestros en Europa, rasgo que parece estar ligado a un solo nucleótido, en donde la citosina  cambia a timina en una región genómica, no lejos del gen de la lactasa. Existen otras mutaciones que son persistentes a la lactasa en el oeste de África, el Medio Oriente y el sur de Asia, pero parecen estar ligadas a mutaciones separadas. La mutación Europea proponen que emergió hace 7,500 años en Hungría.
Los investigadores asumen que una selección extensa y positiva junto con migraciones recurrentes, son las responsables de este desarrollo, que en términos evolutivos, fue extremadamente rápido.
Entre los resultados más llamativos del grupo LeChe se encuentra la detección de residuos de grasa de leche en numerosas cerámicas del Neolítico y la habilidad de modelar el esparcimiento de selección positiva de la persistencia de la lactasa.
________________________________________________
El artículo en esta ocasión es una revisión bibliográfica de proyectos relacionados con la historia del consumo de la leche, realizada por Andrew Curry y publicado en Nature.
En la imagen observamos las frecuencias del fenotipo de la persistencia de la lactasa. Mapa realizado por Leonardi y colegas y publicado en el artículo “The evolution of lactase persistence in Europe. A synthesis of archaeological and genetic evidence” publicado en el International Dairy Journal

Artículo fuente (Libre acceso)

Los lácteos: la revolución génica del neolítico.

Los humanos somos los únicos animales que bebemos leche cuando somos adultos. Sin embargo, hace 8,000 años, nuestra tolerancia a los lácteos era diferente. Los humanos solo podíamos digerir la lactosa, un tipo de azúcar que contiene la leche, durante la niñez, ya que de adultos, se perdía la habilidad de producir lactasa, la enzima que nos permite procesar la lactosa.

Este cambio en nuestra dieta comenzó en Europa, poco después de hacerse, en algunas comunidades, la transición entre comunidad nómada y colectora a comunidad establecida y agricultora. Fue en ese momento cuando ocurrió, una mutación genética en los humanos, que resultó en la habilidad de producir lactasa durante nuestras vidas. Incrementando el número de adultos en la parte Centro y Norte de Europa que podían consumir y digerir leche.  Dando lugar a los “dos pasos en la revolución de la leche que podrían ser el factor primordial que permitió a las comunidades de agricultores y pastores desplazar a las comunidades cazadoras y colectoras”, especifica el artículo publicado en Nature que cita al proyecto LeCHE (Persistencia de la lactosa en la historia cultural temprana de Europa). Desde 2009 el proyecto ha incluido a 12 estudiantes de posgrado y a sus mentores provenientes de disciplinas como: Antropología, arqueología, química y genética. El grupo tiene como propósito estudiar el papel que jugaron los lácteos en la colonización temprana de Europa.

Joachim Burger de la Universidad Mainz de Johannes Gutenberg, quien dirige el proyecto comentó, “Para apreciar la relevancia de nuestros descubrimientos, es importante darse cuenta que al día de hoy, una proporción mayor de habitantes de Europa central y norte, descienden de un pequeño grupo de agricultores del Neolítico, que tuvieron la habilidad de digerir leche fresca, después del destete” lo que brinda la posibilidad de consumir un alimento no disponible para otros, cuando las cosechas fallan. El descubrimiento se logró mediante el estudio de esqueletos del neolítico.

Hace 5,000 años, la persistencia de la lactasa era casi inexistente entre las poblaciones. Hoy en día solo 35% de la población humana puede digerir la lactosa más allá de la edad de siete u ocho años. La mayor parte de la gente que tiene la habilidad de digerir leche puede rastrear a sus ancestros en Europa, rasgo que parece estar ligado a un solo nucleótido, en donde la citosina  cambia a timina en una región genómica, no lejos del gen de la lactasa. Existen otras mutaciones que son persistentes a la lactasa en el oeste de África, el Medio Oriente y el sur de Asia, pero parecen estar ligadas a mutaciones separadas. La mutación Europea proponen que emergió hace 7,500 años en Hungría.

Los investigadores asumen que una selección extensa y positiva junto con migraciones recurrentes, son las responsables de este desarrollo, que en términos evolutivos, fue extremadamente rápido.

Entre los resultados más llamativos del grupo LeChe se encuentra la detección de residuos de grasa de leche en numerosas cerámicas del Neolítico y la habilidad de modelar el esparcimiento de selección positiva de la persistencia de la lactasa.

________________________________________________

El artículo en esta ocasión es una revisión bibliográfica de proyectos relacionados con la historia del consumo de la leche, realizada por Andrew Curry y publicado en Nature.

En la imagen observamos las frecuencias del fenotipo de la persistencia de la lactasa. Mapa realizado por Leonardi y colegas y publicado en el artículo The evolution of lactase persistence in Europe. A synthesis of archaeological and genetic evidence” publicado en el International Dairy Journal

Artículo fuente (Libre acceso)

  1. exapamicron ha reblogueado esto desde scinerds
  2. milenio13 ha reblogueado esto desde historiascienciacionales
  3. trujjo ha reblogueado esto desde historiascienciacionales
  4. itsmayonegg ha reblogueado esto desde scinerds
  5. pumpkinlipz ha reblogueado esto desde scinerds
  6. jnmndn ha reblogueado esto desde dealanexmachina
  7. nannairb ha reblogueado esto desde katelikeskittens
  8. delilahbelle ha reblogueado esto desde scinerds
  9. fanofchocolate ha reblogueado esto desde dealanexmachina
  10. amigosdetodos ha reblogueado esto desde historiascienciacionales
  11. mechanicsofconsciousness ha reblogueado esto desde historiascienciacionales
  12. enchantingelura ha reblogueado esto desde historiascienciacionales y ha añadido:
    This is pretty cool. It explains why so many of my friends who aren’t of European decent either prefer almond or soy...
  13. magmadude ha reblogueado esto desde scinerds
  14. cesarrodriguezm1 ha reblogueado esto desde historiascienciacionales
  15. sgtcandy ha reblogueado esto desde scinerds
  16. itsmeinthesky ha reblogueado esto desde kenobi-wan-obi
  17. bloodypizza ha reblogueado esto desde kenobi-wan-obi
  18. swimwithamadscientist ha reblogueado esto desde scinerds
  19. predictable-pessimist ha reblogueado esto desde scinerds
  20. katelikeskittens ha reblogueado esto desde spaceadmiraldee
  21. rr4210 ha reblogueado esto desde scinerds
Powered by Tumblr Designed by:Doinwork